may 31

muchos poemas para compartir en poemascortos.es

 

Es bien sabido que el amor existe y que está presente desde el inicio de los tiempos, y es que ahora podemos ver ejemplos de amor por todas partes, desde que nos levantamos hasta que nos vamos a dormir. En películas de amor, en la televisión, en la calle o incluso en internet.

Demostrar nuestro amor se ha hecho muy divertido a través del tiempo, y es que ahora puedes compartir poemas cortos de amor con todos tus contactos a través de las famosas redes sociales como Google plus, Facebook o incluso Twitter. Compartir es una de las cosas que internet nos hizo más fáciles ya que podemos comunicarnos entre nosotros de manera más fácil y dinámica.

Nada más emocionante que unos poemas

Dejando atrás esto, te quiero hablar acerca de los poemas, esos textos llenos de emociones, de sentimientos que rondan o rondaban en la cabeza del autor, del creador en donde puede hablar acerca de sus sueños, sus miedos, sus deseos y sus anhelos ya sea por amor, por desamor, por pérdida o por un inmenso y profundo amor eterno que hace que a más de uno se le ponga la “piel de gallina”, estos son los poemas, versos y palabras que cuentan la historia de un amor o de un profundo desamor, pérdida, sentimientos…

Aquí en poemascortos.es te traemos lo mejor de lo mejor y también te invitamos a que compartas tus poemas con nosotros, aquí somos una comunidad creciente que acepta los textos de todas las personas y de todo tipo de autores, si lo deseas, compártenos tus sentimientos.

nov 19

Si estás conmigo, yo te ayudaré
Si te pierdes, yo te encontraré
Si estás triste, yo te contentaré
Si estás conmigo, nada nos separará
Si tienes miedo, yo te lo quitare
Si estoy contigo, amor siempre tendrás.

Colaboradora: Victoria flores orozco

nov 19

Perdonar no es un deber
ni una obligación es algo que te nace
del corazón

cuando no perdonas es por una razón y debe ser por que te lastimaron con pasión
pero en algun momento el dolor pasará

en algun momento logrará sanar
ojala que no, porque el tarado que te lastimó no merece tu perdón

Colaborador: C.R.U

nov 19

De metáforas dobladas estoy cansado,
de amores que no pasan por la fragua,
y del fuego que enrojece sus mejillas
sin que llegue a calentar su alma rala.

 

Si el hornillo no calienta sus entrañas,
si el amor no le anima y entusiasma
sus motivos extrañados no son nada,
y las historias no cuentan sus fábulas.

 

Si es que solo le atraen esos sueños
sin que lleguen a tocar sus realidades,
regresando  por las vías de los ensueños

 

para poder pisar la tierra que dejaste,
en la historia de medusa y sus espejos
con sus víboras danzantes del teatro.

Ramón Oviedo
Derechos Reservados

nov 19

Desde el bravío  mar de sus entrañas
surgida de ese  amor casi sublime
hermosa perla que brilla en las mañanas
justifica la natura y la describe.

 

No hay paisaje tan bello en esta tierra
nada irradia la luz que la ilumina
la gigantesca faz del universo
se empequeñece junto a su sonrisa.

Ramón Oviedo
Derechos Reservados

nov 19

En un ondulante espejo
pude verte desdoblada
en la plena madrugada
con tu belleza en un dejo.

Sentí una corazonada
que me hizo despertar
en sueños te vi rondar
vacilante, atormentada,

cual si algo te pasara
preocupado te busque
pero ya no te encontré
di la vuelta, no estabas.

 

Como esas cosas suceden

el sueño volví a tomar

y de nuevo a despertar

con el mismo recurrente.

 

Para no seguir e esto

ya despierto me quedé

lo recurrente se acabó

y este sueño terminé.

Ramón Oviedo

Derechos Reservados

nov 19

Si te vienes conmigo en cada tarde
disfrutarás con placer la primavera,
alejaras de tu ser viejas quimeras
que solo te humedecen con  tocarte,
el resabio que arrastras a escondidas,
pensamientos que enardecen tus amores,
que incentivan y aumentan los valores,
sentimientos que te abrazan cada día
dan sentido a preludios superiores
entonando las sublimes melodías.

En tu cuerpo resistencias a mostrarse
sin la ropa que protege dignidades,
y en los poros, eróticas sobriedades
buscan excusas  difíciles de encontrarse,
amor conteniendo deseos irrefrenables
de entregarse sin las reglas ni el auspicio,
equilibrios muy al borde, al precipicio
que no detienen corazones indomables
mas bien te empujan a la aventura
que satisface tus deseos y tu locura.

Ramón Oviedo
Derechos Reservados

Página 1 de 941234Final



Copyright 2009.