Vida de un…

Enamorado de su profesión
Se dejaba llevar por los trazos, reflejos de su alma
Los colores de su vida dirigían el sentido en su arte
Arte de pintar, crear, expresar, renacer.

Desde pequeño amaba pintar
Sus padres murieron en un accidente y aun así jamás dejo de soñar.
Su abuela hizo de él lo que mejor le pareció.
Una noche, aquel niño desapareció.

Amaneció en otra ciudad
Ciudad desconocida para él.
Vivió de su arte y después de un tiempo logró volver con su abuela.
Más adelante sus trazos lo hicieron famoso.

Autora: Marisol B.

ESCRIBE UN COMENTARIO